viernes, 22 de junio de 2007

Reserve su localidad



El amor en los tiempos del dengue, pieza insensible en dos actos y medio

Funciones: Sábados 23 (Función de gala) y 30 de junio a las 23hs
Sábados 7, 14, 21 y 28 de julio a las 23hs

Sala Batato Barea (140 localidades)

Centro Cultural Ricardo Rojas
Av Corrientes 2038
Entrada $10


No son los tiempos de Pirandello, cuando los personajes andaban sueltos por el mundo. Sobre el escenario, dos personajes se matan (literalmente) para sobrevivir al amor en los tiempos del dengue. ¿Es que la desocupación ha llegado al teatro? Cuatro actores se entregarán a los dictados del azar para representar los únicos dos papeles disponibles, correspondientes a dos personas con diferentes acentos. Hablan de dinero, de amor, de las tiranías del lenguaje y la cultura. (Daniel Link)


Ficha Técnica

Elenco: Fabiana Falcón, Santiago Giralt, Esteban Meloni y Fabiana Rey

Escenografía y vestuario: Cecilia Figueredo
Sonido: Adriano y Rafael Salgado
Luces: Leonardo Aguinaga

Asistencia de dirección: Matías Baraviera

Texto: Daniel Link
Dirección:
Saula Benavente

El texto de Link pone en escena dos personajes luchando por quedarse con el poder. Uno dando vueltas alrededor del otro, sin saber qué los une, qué los separa. Sólo sienten que hay una batalla que deben ganar. ¿Pero quienes son estas dos personas? ¿De qué cosas deben defenderse? ¿Y a dónde pueden llegar las mismas palabras, las mismas acciones, pero en otros escenarios, representadas por otras personas? Dos personajes. Cuatro actores y un mismo texto que se repite en busca de otras respuestas. (Saula Benavente)

3 comentarios:

Anónimo dijo...

por qué hoy es "función de gala"??

linkillo dijo...

¡Porque festejamos nuestra aparición en La Nación!

Anónimo dijo...

Revisando el blog, que a veces se vuelve algo insulso y reiterativo, comprobé que la obra El amor en tiempos del dengue tiene trece referencias. Es decir, que se habla de ella, más o menos extensamente, trece veces.
¡Caramba! ¿No estaremos ante un caso de lo que se dio en llamar "culto a la personalidad"?